SE BUCA TRABAJADOR PARA SALVAR BANQUERO Zapatero et al. (2010) Parte I

No quería reactivar el blog hasta después de las oposiciones, no obstante, el ajuste que ayer presentó el presidente Zapatero hace que hoy el exceso de bilis segregada impida concentrarme en cualquier otra cosa que no sea en lo que ya se está conociendo como el tijeretazo.

El discurso que pretendo bloquear es el que en las últimas horas escuchamos en los falsos debates (pues en verdad no existen jamás opiniones enfrentadas, sino distintas maneras de estar de acuerdo) bien en televisión, bien en radio o en prensa. La derecha partidaria o mediática pregona el “ya te lo dije” y recrimina de tardías unas medidas a su juicio necesarias. Los simpáticos “socialistas” (me han temblado los dedos al escribirlo) y sus “simpáticos” medios de comunicación alaban al presidente por “valiente” y “responsable” y por llevar a cabo las únicas medidas posibles, a pesar de impopulares y a pesar del precio electoral. O sea: los dos grandes partidos están de acuerdo, esto es: todos los medios de comunicación están de acuerdo en los planes de ajuste y sólo hay posibilidad de discrepar en los márgenes. “Hay que dejar de lado la ideología y hacer lo que hay que hacer”. En otras palabras: obrar en defensa de los intereses de la mayoría, de las clases populares, es ideológico. Obrar en defensa de especuladores, banqueros y otros roedores, es responsable y además es la única salida posible: es no-ideológico… sin comentarios.

Pero ¿qué hay de nuevo bajo el sol? Un acelerador gigante. Me explico: si a estas alturas es menester explicar que el rumbo del gobierno ZP jamás fue otro que el de profundizar en el programa político del Gran Capital es porque el establisment mediático nos ha trastornado la memoria a corto plazo. La reforma laboral del presente gobierno en 2005 profundizó en el abaratamiento del despido, a día de hoy el número de tropas españolas en el extranjero es el mayor de la historia (recomiendo Okal® para quien aún siga creyendo la fábula de la “misión humanitaria”), la gestión de los aeropuertos más importantes fue privatizada o está en ello, la reformas fiscales han ido encaminadas a disminuir la carga sobre las rentas más altas (eliminación del impuesto de patrimonio) y redistribuirla sobre las rentas más humildes (efecto del aumento del I.V.A.)… si después de todo esto aún hay quien no tiene claro el carácter del Gobierno ZP, el plan de ajuste presentado ayer día 12 de mayo de 2010, no debe dejar ya lugar a ninguna duda. No estoy de acuerdo con ciertos directivos de CC.OO. y U.G.T. quienes han calificado de que Zapatero se ha postrado ante los mercados, porque hace ya mucho que no reparte sino migajas a quienes representan su base social, esto es: la clase trabajadora y demás clases populares. Esas migajas y unos cuantos derechos históricos más son los que hoy reivindica para sí la clase de los botines, ferranes, y demás garrapatas. El Gobierno socialista no cambia de rumbo, sigue en la misma dirección, pero pisa el acelerador de forma tal que deja a la altura del betún a la agresiva derecha española.

Centrémonos en la milonga de la tesis de la responsabilidad. La responsabilidad se basa en que se han dado cuenta de que al bajar los salarios (pues la bajada de salarios en los empleados del sector público tiene un efecto contagio en el mercado de trabajo) y disminuir las pensiones, aumenta la productividad. ¡Mierda!, ya sabía yo que lo iban a descubrir tarde o temprano: si bajamos los salarios, el patrón gana más. Espero que tarden un poco más en darse cuenta de que si no cobramos nada, el patrón gana aún más. Ante esta verdad absoluta poco tengo que decir, pero entonces… ¿qué sentido tiene un sistema que para funcionar tiene que hundir en la miseria a la mayoría de la población? Y aquí es donde viene la segunda parte de la tesis: un aumento de la productividad estimulará la economía y ésta es la única forma de poder salir de crisis y así podrán volver a aumentar los salarios. Estas tesis de marcado carácter neoliberal llevan más de dos décadas intentando convencer a las clases trabajadoras de todo el mundo de que conforme menores sean los derechos y garantías laborales y más desregulación fiscal y financiera exista, es decir, cuanto más abiertos y flexibles sean los mercados nacionales, más probabilidad existe de que aumente la economía y también los salarios. Os dejo a continuación unas gráficas que lejos de haber sido realizadas por la organización de izquierdas a la que pertenezco, ha sido elaborada por una organización poco sospechosa de tener nada que ver conmigo en lo ideológico (Fuente: OECD Employment Outlook, 2007). Deténganse unos minutos en ellas y traten de comprenderlas.

Una vez comprendido el reverso de la lógica neoliberal, es decir, que lejos de aumentar, los salarios más altos son aquellos que pertenecen a países con unos restos de estado social mayores, y por tanto en aquellos en los que el programa neoliberal ha sido implementado en menor medida, comprenderemos porque el FMI, que hoy aconseja a Zapatero, era el mismo consejero de la Argentina del corralito, y en general el responsable de haber hundido en la miseria a casi todos los países de Latinoamérica y Asia. Por tanto, lejos de hacerse pasar por neutras o técnicas, las medidas que el gobierno pone sobre la mesa rebosan ideología neoliberal por los cuatro costados, máxime cuando ni tan siquiera vienen acompañadas por medidas de redistribución de la riqueza (el estado español es uno de los que menor carga fiscal posee sobre las rentas más altas). El plan de ajuste, es por tanto una exigencia de aquellas clases sociales que una vez salvadas de la bancarrota con dinero público, pretenden girar la tuerca de la explotación laboral, bajo amenaza de no financiar el agujero generado por salvarles el culo. En pocas palabras: nos chantajean con nuestro propio dinero. No hay, por tanto, salida dentro del sistema. No existe ya la posibilidad de crear una alternativa de estado social dentro de un sistema capitalista en el que las clases dominantes se sienten sin rival alguno. La responsabilidad a la que se refieren los medios será con otros, pero no con las clases populares.

Anuncios

2 comentarios

  1. dedona said,

    mayo 15, 2010 a 4:26 pm

    Hola
    Comparto tu análisis. Creo que estamos viviendo el final del modelo fruto de la alianza de la socialdemocracia con la burguesía pura y dura. Les han rescindido el ocntrato, ya no necesitan a la socialdemocracia. Ahora van a por todas. Al saqueo puro y duro de todo lo público y de todo lo que salga por delante, Vamos de cabeza al darwinismo social más brutal. Se acabo lo que se daba.
    El capitalismo no necesita de la democracia, y el estado lo preisan sólo para la dominación y la fuerza (y hasta eso se puede subcontratar). No es que les moleste 1917, es que les sobra 1789.
    Sigamos en contacto…

  2. mayo 15, 2010 a 4:34 pm

    Sinceramente, me encanta tu última frase: “no es que les moleste 1917, es que les sobra 1789” …


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: